Fumar no es lo que mata

Contaminación

Cualquiera que vaya de Burgos a Madrid de día, bajando desde la Sierra, ha visto esta imagen.

Vivimos en una sociedad tóxica. Estamos sometidos a muchísimas influencias nocivas para nuestro organismo. Además, nuestra salud está en manos de grandes empresas farmacéuticas, que son las que más invierten en investigación médica. Para estas, tengámoslo claro, es más rentable curar que prevenir.  Es decir, es más rentable que haya muchos enfermos crónicos que se están medicando siempre, que una sociedad sana en la que haya muy pocos enfermos.

Tres ejemplos de tóxicos que están en nuestra vida diaria: la contaminación ambiental está afectando a la salud de niños y a la calidad del semen de los hombres; en la agricultura se está usando multitud de químicos que luego pasan a la alimentación  y que tiene consecuencias sobre nuestra salud; la contaminación electromagnética a la que estamos sometidos cada vez más a través de las antenas de telefonía y el wifi está relacionado con el cáncer. Hay multitud de casos, simplemente recomiendo visitar la página de uno de los periodistas que más está trabajando estos temas en España, Miguel Jara.

Por suerte podemos estar tranquilos. Creo. Nuestro gobierno, preocupado siempre de salvaguardar nuestra salud, ha decidido actuar. No quiero decir que esté empezando a enfrentarse a los lobbys farmacéuticos, alimentarios, biotecnológicos, industriales… No, estos tienen que seguir salvaguardando sus beneficios. Lo que ha decidido es que está prohibido fumar en cualquier lugar público.

A mí esta medida me molesta mucho. Y no por el fumar o no fumar en sí, sino porque, como casi siempre hace caer nuestros problemas de salud en un comportamiento individual. Como con casi todo, lo que se penaliza no es una manera de vivir que nos está enfermando, en todos los sentidos (y que no sólo nos está enfermando sino que está destruyendo el planeta). Lo que se penaliza es un comportamiento individual, fumar, que toman personas adultas y asumiendo las consecuencias.

El presunto argumento es el fumador pasivo. Pero este tipo de situaciones prodrían manejarse de manera autónoma. Cada bar podría decidir si permite fumar dentro o no; sabiendo las personas que decidan entrar a qué atenerse, decidiendo el bar en función de sus preferencias. Independientemente de los problemas que puedan surgir, o las discusiones, creo que se podrían solucionar de manera autónoma, sin requerir que el Estado intervenga.

Porque detrás de esto hay una manera de entender la salud, y no sólo la salud, tremendamente perjudicial. Siempre se hace recaer en el individuo, en sus comportamientos de persona libre, sus propios males. Aquí, sobretodo desde los poderes públicos, nadie plantea que es la sociedad la que hay que reformar de arriba a abajo. Y no sólo si queremos ser más sanos, sino simplemente si queremos sobrevivir como especie. En esto es en lo que tendría que intervenir el Estado.

Ah, por cierto, no fumo.

Anuncios

  1. mario

    Siento llevarte la contraria, pero me parece una medida genial. Visto la anterior ley, que según tú es la solución ideal. Bares de fumadores o no fumadores. Se convirtió en todos los bares eran de fumadores y todo seguía igual.
    Igual que un día nos acostumbramos y entendímos que no se podía fumar en un hospital, ahora entenderemos que en los bares no se pueda fumar, porque algunos parecían ahumaderos de personas.
    Vista la experiencia de otros países con esta ley, me parece perfecto. Que quieres fumar. Pues adelante salte a la calle y no me tires tu humo a la cara.

    • jose

      Yo no discuto si es mejor un bar con humos o sin humos. Evidentemente es mejor sin humo. Sobretodo para mí que no fumo. Lo que no me gusta de la ley es lo que hay detrás.
      Nos venden esta ley como algo que hacen por la salud de los no fumadores. Para ello, no hacen cambios estructurales en una manera de vivir, la nuestra, que es perjudicial para la salud per se, sino que van a por un comportamiento individual (yo también soy libre de estar con un fumador o no;o de decirle a un fumador que no fume). Esa es lo que no me gusta de esta ley.
      Porque si de verdad el estado o el gobierno estuviese preocupado por nuestra salud haría cambios sociales mucho más profundos que este y que, estos sí, irían contra los intereses de mucha gente que tienen mucho poder sobre nuestra salud.

      • Cristian

        Por algo se empieza, yo no soy fumador y me parece genial que no se pueda fumar en los lugares públicos y no porque crea que respirar un poco de humo me vaya a matar, sino simplemente porque el humo es molesto, y eso que yo tolero perfectamente el humo.
        Creo que esto se normalizará con el paso de los días, hasta no hace mucho, se fumaba en las oficinas y al principio el fumador puso el grito en el cielo, pero asumió que no se podía y terminará asumiendo que tiene que fumar en la calle o dónde se pueda.
        Estoy contigo,José, que se deberían actuar en otros sectores, pero de momento solo con la estadística de que 1 de cada 6 personas que mueren por causas de tabaco es fumador pasivo, nos debería valer para entender que se prohiba fumar en lugares públicos, con la vida de las personas no se juega y por ello, esperemos que sea el comienzo de actuar en otros campos.

      • Humanextinction a.k.a Manoli Suarez

        Jose, como dice Mario esa ley ya ha existido y todos los bares han seguido siendo de fumadores, pero en el caso de que funcionara como tu propones, ya no sería cosa de elegir entre bares, sino entre amigos, porque solo podríamos ir con amigos fumadores o no fumadores.
        No me parece tan mala, de momento creo que es necesario que sea tajante porque sino siempre recurriríamos al se ha hecho toda la puta vida..(toda la puta vida la mujer ha sido considerada inferior al hombre no?..) y una vez que la gente se acostumbre a ir a un bar sin humo, entonces me parecería bien que se permitiera decidir a los bares si dejar fumar o no, porque entonces, una vez que sepamos que es una cosa y que es la otra podremos decidir libremente que es mejor.
        Por lo demás entiendo que digas que esta ley es como tomar café con sacarina, mientras te zampas un cuerno de cocholate, y estoy contigo en que se deberían preocupar por otras cosas que nos perjudican más, pero una cosa no quita la otra.

      • Humanextinction a.k.a Manoli Suarez

        por cierto, me encantan los bares con humo, y si es verde mejor que mejor..

  2. jose

    Contesto a todos: yo también prefiero los bares sin humo (aunque el otro día salí y descubrí que los bares sin humo huelen muy mal, el olor del baño de un bar de copas acaba acaparándolo todo).

    Lo que a mí no me gusta de esta ley, y quizá no lo he explicado bien, es que dejan caer la responsabilidad de la salud de los fumadores pasivos sobre un comportamiento individual. Esto a mí me parece muy hipócrita. Evidentemente los comportamientos individuales repercuten en la salud pero, siempre que los hagamos voluntariamente, no deberían sancionarse. Yo decido acortar mi vida entrando a un bar con gente que fuma porque, por las razones que sean, quiero entrar.

    Es evidente que la salud es un tema que debe regularse y protegerse. Pero para hacer eso de una manera efectiva hacen falta cambios radicales en nuestro estilo de vida que van más allá de prohibir fumar o no (tiene que ver por ejemplo, con quién decide sobre nuestra comida, quién produce lo que nos rodea, quién controla nuestras condiciones de trabajo, etc.). Pero plantear eso es lo que resulta peligroso, porque nos obliga a plantearnos el orden social entero y requeriría cambios colectivos que haría que muchos poderosos perdiesen mucho poder.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s