La final de la Copa del Rey de España

Mañana es la final de la Copa del (heredero del) Generalísimo. Los dos equipos más ricos de España se enfrentarán en Valencia para lograr el trofeo. Dicen que en el fútbol no hay política, pero por si acaso lo que dicen no es verdad, la Federación Española de Fútbol ha decidido instalar un sistema de megafonía para que el himno suene rozando el umbral del dolor. Hace dos años, los seguidores del Barcelona y el Athletic cometieron el grave delito de pitar mientras sonaba el glorioso himno y el Borbón entraba en el estadio. Para que esto no vuelva a ocurrir, la Federación ha decidido meter el himno en vena. Frente a la libertad de expresión, metemos el himno, y así no tenemos que prestar atención a la realidad.

Bien pensando es lo que llevamos haciendo mucho tiempo: ante el hecho de

"Les vamos a meter el himno hasta que les duela a esos catalufos", pensaron en la Federación.

que una parte de los catalanes y los vascos ni quieren ni se sienten españoles (las razones, si estas son buenas o malas, dan lo mismo ahora) pues nosotros no intentamos comprenderlo y configurar un sistema político integrador, sino que subimos el volumen del himno, esta vez en forma de gritos y rasgadas de vestiduras porque se nos rompe la patria, y aquí ya no se puede hablar de nada.

Que no te oigan decir que parte de los catalanes o de los vascos no se sienten cómodos y que, por lo tanto, algo pasará o algo habrá que hacer. Si lo haces, multitud de voces te cantarán el conocido himno de “es que los catalanes son unos tacaños”, “los vascos viven muy bien y son unos racistas”, “lo tienen todo”, “Madrid está peor”. Todo muy interesante, pero no resuelve nada y, sobre todo, no resuelve el hecho fundamental: España es un concepto discutible y, sobretodo, discutido, sería mejor que en esta discusión todos hablásemos e intentásemos llegar a algún punto en común.

Porque al final corremos el riesgo de pensar que esto es como la final de la Copa del Rey (con Mourinho haciendo de Aznar y Guardiola de Pujol). La diferencia es que en la final de la Copa del Rey unos ganan y otros pierden y en el Estado en el que, se supone, deberíamos vivir todos (o no, no es tan grave) deberíamos jugar en el mismo equipo.

  1. ERI

    Han vuelto ha censurarnos la pitada y al final ¡Que viva España! puesto en megafonía…

    ¿Se cesará a otro directivo de TVE?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s