El problema de poner a un tertuliano de ministro (II)

1.- Educación: A la derecha no le importa absolutamente nada la educación y menos contribuir a que exista una educación pública, plural y de calidad para todos los ciudadanos. Ya sé que este comentario a alguien le parecerá sesgado y que es el típico comentario que puede hacer un chaval de 15 años pero, qué quieren que les diga, es lo que pienso y lo que he observado en todos los años de mi vida. Además, hay algunos asuntos que me tocan especialmente las narices por no hacer alusión a otros lugares de la anatomía humana.

El PP se va a dedicar a privatizar todo lo que pueda la educación a través de eufemismos como aumentar la competitividad o fomentar formas de financiación privada en los centros. El partido de las gaviotas beneficiará todo lo que su mayoría absoluta les permita la educación católica pero, al parecer, eso no es “adoctrinador” según el actual ministro.

José Ignacio Wert dice que va a retirar Educación para la Ciudadanía para sustituirla por Educación Cívica y Consitucional que estará, según sus propias palabras, “libre de cuestiones controvertidas”. Perdone señor ministro, el hecho de que condene al ostracismo a miles de personas que viven su sexualidad de forma natural más allá de los límites que marcan los obispos me perece controvertido, muy controvertido.

Las armas de destrucción masiva que buscaban Aznar y Bush son los crucifijos que todavía reinan en muchas aulas.

2.- Cultura: En cuanto a lo que la derecha considera cultura Wert también se ha posicionado: recortará las ayudas públicas al cine español, mientras impulsa que los toros se conviertan en Patrimonio Inmaterial de la UNESCO. Vuelve la España de charanga y pandereta de la que nos habló Antonio Machado.

La viscosa y anticuada desde su nacimiento ley Sinde-Wert merece un capítulo aparte.

3.- Deporte: Las políticas en materia de deporte se limitarán a compartir risas condescendientes y palmaditas en la espalda en el palco del Santiago Bernabéu, hasta que la deuda del Real Madrid sea insostenible y haya que llevar a cabo un rescate financiero a cargo de los ciudadanos madrileños, como hizo en su día el olímpico ministro de Justicia.

  1. Diego

    suscribo lo escrito. hoy mismo este señor acaba de decidir cambiar de nuevo y a sólo cuatro meses para las oposiciones de profesor de secundaria los temarios. ya no saben qué inventarse para lograr que todos acabemos en el colegio de curas dando clase

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s